Para saber como sería una economía consciente, primero tenemos que analizar lo que hay actualmente. Hoy existe una economía que beneficia a los dueños, a costa de los trabajadores que son los que producen los bienes y servicios. Los que compran trabajo no actúan como si fueran conscientes de las consecuencias de esa conducta, a ellos les interesa es ganar dinero, sin importar que para ganarlo remplacen a los trabajadores por maquinas, o les den un salario que no les alcance para satisfacer sus necesidades básicas. Prefieren darle trabajo a los extranjeros que cobran menos o a los inmigrantes ilegales que aceptan cualquier sueldo por necesidad. Los que despiden a los trabajadores, no son conscientes o no les importa dejar a un ser humano sin poder comprar lo esencial ni se dan cuenta de los efectos que ello tendrá sobre las ventas de sus empresas.

En cuanto al Estado, no es consciente de su obligación de atenuar o compensar esas injusticias y considera que toda ayuda a los desocupados, en dinero o en en servicios subsidiados, es inflacionaria porque los desempleados no están produciendo. Ademas  el gobierno actúa como el secretario ejecutivo de los ricos y usualmente el parlamento no legisla a  favor de los pobres.

En ese orden de cosas, la pobreza aumenta por el desempleo y va trayendo más y más depresión y crisis económica.

Todo esto es resultado de la inconsciencia de los que crean las normas para dirigir la economía.

El dinero se fabrica de acuerdo a los intereses de los bancos o más precisamente de acuerdo a los deseos y proyectos de sus dueños y cuando ellos son también los propietarios del banco que produce el dinero internacional;  podría decirse que tienen poder sobre el mundo entero, como es el caso del Banco de la Reserva Federal de Estados Unidos.

Eso es lo que hay e indica  el nivel de  inconsciencia de la economía, donde los que fijan los precios,  los salarios, la cantidad de dinero, los impuestos y el gasto del gobierno en los desempleados y los pobres, no les importan los efectos que tienen sus decisiones sobre los que no tienen ingresos o no pueden subsistir con sus familias con aquello que reciben.

En una economía consciente los derechos y la calidad de vida de todos los hombres  y,  no solo los de la minoría rica, serian el objetivo fundamental de las medidas económicas. Como ya lo hemos visto,  en una entrada anterior: https://fratalaya.com/2013/02/19/la-iglesia-de-los-pobres/  , la sociedad por su gran desarrollo tecnológico, ya ha producido la riqueza para terminar con la pobreza.

Cuando se despierte la consciencia económica del hombre se podrá fácilmente terminar con la pobreza ,y el desempleo no importará  porque con el desarrollo tecnológico se compensara la producción que deja de realizarse y los desocupados recibirán un subsidio que les permita comprar  aquello que produzcan las maquinas y los robots que los desplazaron

En esa economía el dinero internacional será emitido por una entidad imparcial que  ordenará el uso en beneficio de toda la humanidad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s