El Paro Mundial

Publicado: mayo 5, 2020 en Crisis Economica, Economia
Etiquetas:, ,
Paro mundial

Todo lo que produjo la pandemia del coravirus 19 puede resumirse en el título de esta entrada. Ahora lo que toca es analizar su significado económico y sus efectos.

El hecho es la interrupción del circuito económico, que es el proceso mediante el cual los productores gastan dinero para obtener bienes y servicios que cuando se vendan se convierte en ingresos por un monto superior a lo que han gastado. Por ello lo que es un ingreso para unos es un gasto para otros. La existencia de estas dos corrientes o flujos de dinero es la parte monetaria del circuito. Simultáneamente los bienes producidos van de los productores a los compradores o consumidores para satisfacer las necesidades y ello representa el flujo real del circuito.

Con la orden de quedarse en las casas se interrumpe ese circuito que es la oferta y la demanda de toda la sociedad. Aquí, no obstante debe aclararse que para algunas actividades este circuito no se interrumpe como es el caso de la educación a distancia, del tele trabajo, de las ventas por internet y a domicilio, que pueden continuar, pero la experiencia ha demostrado que en algunos casos no garantizan el flujo de ingresos suficiente para cubrir los gastos y se termina paralizando la operación de algunos negocios.

Este tipo de crisis es muy diferente a lo que fue la gran depresión de los años 30 del siglo pasado y la reciente del 2008. Dichas crisis tenían en común una insuficiente demanda general o agregada que forzaba a un aumento del desempleo, que a su vez bajaba la demanda hasta que la disminución de la producción, producía una cierta escasez que subía los precios y estimulaba la producción y el empleo. Otra alternativa, después de Keynes, fue compensar esa disminución de la demanda, con gastos del estado que interrumpían ese descenso del empleo.

Esta crisis es más grave porque interrumpe a la vez la oferta y la demanda generales o agregadas en todo el planeta. No puede haber nada peor. La gravedad de sus efectos depende de su duración. Se producen simultáneamente escasez y desempleo. Escasez por el cierre de los servicios considerados no esenciales y de los sectores industriales y de vivienda. Desempleo porque los trabajadores no se necesitan cuando está cerrada la producción. Los diferentes gobiernos intentan evitar el desempleo favoreciendo el endeudamiento del sector paralizado para que le paguen a las personas sin trabajar o subsidian a las empresas. Además subsidian a los desocupados pero ello puede servir mientras haya bienes disponibles para la venta, después suben los precios y si continúa la parálisis se acaban los recursos del estado o se tiene que endeudar con el banco central lo que equivale a imprimir billetes cuando no existe oferta real de mercancías y aparece una inflación muy difícil de controlar.

Cómo puede concluirse la única solución es abrir todos los sectores productivos para recuperar y poner a funcionar normalmente el circuito económico mundial. De lo contrario los pronósticos van de mal a peor en la medida en que se prolongue este paro mundial.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .